Jan Solans y Mauro Barreiro terminan en décima posición en su debut en WRC2

Home / Noticias / Jan Solans y Mauro Barreiro terminan en décima posición en su debut en WRC2

Jan Solans y Mauro Barreiro han cumplido con creces las metas que se propusieron al empezar este RallyRACC, el primero con el que competían con un vehículo R5 dentro de la categoría WRC2. Al final de la prueba, pese a todos los contratiempos que les han surgido a lo largo del fin de semana, han demostrado un ritmo mejor incluso del esperado, acabando en décima posición.

Los vigentes campeones del JWRC llegaban a este rallye con una de las unidades del nuevo Ford Fiesta R5 MKII, gestionado por M-Sport Polonia, con el objetivo de aprender de cara a la temporada 2020. En el shakedown fue la primera vez que se montaba en el coche y realizó hasta cuatro pasadas, aclimatándose a los controles del coche y todos los cambios con respecto al Fiesta R2T19.

En este rallye de descubrimiento para la dupla del Rallye Team Spain, también parte de las familias del MRW Rally Team y Terra Training Motorsport, desde la primera etapa ya eran capaces de rodar mucho más cerca de los pilotos habituales de la categoría, con más rodaje con monturas de cuatro ruedas motrices. Al final de la etapa de tierra, Solans y Barreiro estaban situados en séptima posición de la categoría.

No obstante, el paso al asfalto no fue tan positivo, debido en parte a los reglajes del nuevo coche de M-Sport – mucho más exigente que su antecesor – lo que hizo que faltase confianza en el coche y los frenos sufrieran tanto en el tramo de Querol como en el Montmell. El bucle de la tarde no fue mucho mejor, incluyendo un tramo de Salou donde se caló en una de las frenadas a curvas de baja velocidad. Su sábado acabó con otra mala noticia, pues debido a una mala medición del peso de su coche por parte del equipo, en Savallà 1 rodó por debajo del límite y fue penalizado con dos minutos extra.

Para el domingo al joven Solans solo le quedaban los cuatro tramos que cerraban el rallye, sin nada que jugarse ni necesidad de arriesgar. Por desgracia, en el complicado tramo de La Mussara tuvo una pasada de frenada donde dañó el puente trasero de su Ford Fiesta R5 MKII, sufriendo para poder llegar a meta. El tiempo perdido hizo que cayera hasta el décimo puesto al final de la prueba.

Related Posts